Estados vasallos

De GuildWiki.es
Saltar a: navegación, buscar

Este artículo es un esbozo, puedes ayudar ampliándolo siguiendo las normas de la guía de estilo y formato.

Contenido

Resumen de la misión y recompensas

Objetivos

  • Ve al palacio y habla con los diplomáticos.
  • Elimina a los Am Fah restantes del Mar de Jade.
  • Elimina a los miembros restantes de la Hermandad de Jade del Bosque de Echovald.
  • Diles a los diplomáticos que sus tierras están despejadas.
  • Habla con Lei Jeng para recibir tu recompensa.

Se obtiene de

Lei Jeng en Kaineng (Localización)

Recompensas

Modo Normal

Modo Difiícil

Textos

Diálogo

Lei Jeng: "A pesar de su constante enfrentamiento, los Luxon y los Kurzick siempre han mantenido una relación bastante estable con el Imperio del Dragón. Puesto que son estados vasallos, el Emperador tiene la obligación de escuchar sus peticiones y actuar en consecuencia, aunque como siempre, sigue siendo neutral en su guerra. He oído hablar de lo que hicistes uniéndolos para derrotar al Traidor, pero parece que últimamente las cosas no van bien. La invasión y los ataques de los Am Fah y la Hermandad de Jade los han llevado al límite y ambos han enviado emisarios para hablar con el Emperador. Me preocupa un poco que comiencen una pelea en la ciudad, así que, ¿te importaría hablar con ellos para asegurarte de que no se traen nada entre manos? Creo que los he visto dirigirse hacia el Palacete de Raisu."
Opción-sí.png "¡Nada es tan emocionante como el discurso político!"
Opción-no.png "No soy de hablar mucho."

Diálogo intermedio Reunión con los Emisarios

Emisario Kurzick: "¿No eres la que rompió la urna de san Viktor? ¿Has venido a romper los artefactos sagrados del Emperador?"
Flecha de opción.png "¿Por qué has venido?"
"No actúes como si no lo supieras. Sé que estabas allí cuando el Ministerio y esos otros alborotadores atacaron a nuestros ciudadanos. He venido para que el Emperador solucione este entuerto y para protestar por los impuestos que han cobrado a los Kurzick para subvencionar su pequeña guerra. Ya tenemos bastantes problemas liando con esos bárbaros Luxon como para perder tiempo preocupándonos por los problemas del Ministerio y sus matones."
Flecha de opción.png "Eso es bastante grosero, yo soy la que protegió a los diplomáticos."
"Sea como sea, esos depravados siguen acechando por nuestro bosque. No me iré hasta que no los eliminen."
Flecha de opción.png "¿No podéis encargaros vosotros?"
"Los Luxon suponen ahora una amenaza mayor que nunca, así que no podemos prescindir de las tropas. Además, creo que el emperador debería arreglar sus propios errores. ¿A menos que te estés ofrendiendo a hacerlo tú?"
Emisario Luxon: "¿Qué quieres forastera? Puede que hayas ganado la convocatoria, pero no te perdonaré que rompieras la lanza de nuestro héroe."
Flecha de opción.png "¿Por qué has venido?"
"Pfff, como si no lo supieras. ?Algunos de los matones de aquí y algunos miembros del Ministerio del Emperador han atacado a algunos de nuestros diplomáticos! He venido para protestar por este tratamiento además del aumento de los impuestos. Primero nos atacan y después nos piden dinero para más armas. ¡Es absurdo! ¡Como si preocuparnos por esos Kurzick no fuera suficiente!"
Flecha de opción.png "Eso es bastante grosero, yo soy la que protegió a los diplomáticos!"
"Lo hiciste, ¿pero después qué? Esos matones siguen merodeando por el Mar de Jade interrumpiendo nuestros negocios. Me quedaré aquí hasta que el Emperador me escuche y mande a alguien a encargarse de ellos."
Flecha de opción.png "¿No podéis encargaros vosotros?"
"El grueso de nuestras tropas se está enfrentando a los Kurzick ahora mismo y no nos sobran hombres. De todas formas, esto es culpa del Emperador y del Ministerio, así que deberían encargarse ellos. Si tanto te preocupa, ¿por qué no vas echarlos?"

Después de terminar la misión en el Palacete de Raisu

Emisario Kurzick: "¿No eres la que rompió la urna de san Viktor? ¿Has venido a romper los artefactos sagrados del Emperador?"
Flecha de opción.png "He echado a los matones de tu isla."
"¿Ah, sí? Vaya... yo... ehm... eso es... es sorprendente. Entonces supongo que puedo irme. Ya he entregado mi queja sobre los impuestos."
Emisario Luxon: "¿Qué quieres forastera? Puede que hayas ganado la convocatoria, pero no te perdonaré que rompieras la lanza de nuestro héroe."
Flecha de opción.png "He echado a los matones de tu isla."
"¿Estás intentando pavonearte o algo? Bueno, es igual. Ya he terminado de rellenar mi reclamación sobre los impuestos, así que ya no pinto nada aquí."

Diálogo de la recompensa

Lei Jeng: "¿Que te hicieron hacer qué? ¡Eso es totalmente ridículo! ¡No, es más, no me puedo creer que piensen que no es su problema! ¡Los Luxon y los Kurzick son estados vasallos! ¡Deberían servir al Imperio, no al revés! Esos impuestos tampoco son para el Ministerio de la Pureza, gran parte se dedica a ayudar a los cuidadanos. El emperador Kisu es bastante benévolo y puede que deje pasar esto por alto, pero si lo hubieran intentado con algunos de los emperadores anteriores, estoy seguro de que habrían sufrido serias repercusiones. Siento mucho haberte hecho pasar por esto después de todo lo que has hecho para ayudarnos a nosotross y a ellos en el pasado. Acepta esto como compensación por las molestias."

Paso a paso

Estrategias

Criaturas

Enemigos

Herramientas personales
Espacios de nombres

Variantes
Acciones
Navegación
Herramientas
Compartir
Publicidad